Esta importante tarea se enmarca en el Plan Provincial de Restauración Ecológica y tiene como objetivo preservar los ecosistemas nativos de la Provincia. Para esto se implementa un control de la vegetación que se desarrolla fuera de su área natural y que genera consecuencias negativas para la flora y fauna autóctona.