Fue durante el último mes de trabajo en la planta ubicada en Donovan. El material equivale a más de 10 millones de bolsas plásticas que, al reinsertarse en nuevos procesos industriales, no contaminarán el medio ambiente.