Se trató de actividades de embellecimiento en diferentes espacios de las ciudades de San Luis, Villa Mercedes y La Punta, con especies que se reproducen desde los viveros provinciales.