Corvalán y Schwartz anunciaron la puesta en marcha de la terapia intensiva y la puesta en valor de la guardia pediátrica.