La firma Tigonbu S. A. comprometió $260 millones para construir en tres años 12 corrales de engorde bovino techados, con todas las normas de bienestar animal. A cambio, San Luis le permitirá descontar una parte con exenciones impositivas parciales en un lapso de 15 años.