Por mayoría, la Cámara de Senadores convirtió en ley el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo sanluiseño. Antes había recibido media sanción de Diputados, en una sesión extraordinaria.