VILLA DE MERLO

Reconocida internacionalmente por su microclima de cualidades sedantes, Villa de Merlo surge desde el fundamento de las Sierras de los Comechingones como Centro del Turismo Serrano Nacional. Con una ubicación estratégica en el circuito sanluiseño, ofrece a los visitantes esparcimiento y recreación en un bellísimo ambiente natural.


Merlo, San Luis, protege en su relieve montañoso pequeños bosques y arroyos cristalinos donde la flora y la avifauna, propia de la zona, se convierten en atractivos que invitan al avistaje y el safari fotográfico. Parte significante del Valle del Conlara, la ciudad presenta este tipo de perspectivas incluso desde las zonas más altas de su casco urbano, las cuales permiten visualizar majestuosos horizontes.

Una gran cantidad de circuitos alternativos y convencionales constituyen la propuesta de Villa de Merlo, tornando accesible al turista un aro iris de actividades que se extiende a lo largo de todo el año, abarcando desde la contemplación de espectaculares paisajes y el ansiado descanso, hasta las prácticas de turismo aventura, entre las que prevalecen trekking, rappel, montañismo, cabalgatas y parapentismo.

Una infraestructura hotelera y gastronómica de alto nivel, sazonada con exposiciones de artesanías, festividades tradicionales y espectáculos, consuma la oferta turística de esta ciudad puntana posibilitando una excelente estadía en su territorio.


Exquisitos arroyos como el Piedra Blanca y placenteras zonas como Rincón del Este invitan desde los alrededores a disfrutar de cristalinas aguas y a deleitarse con la apacibilidad del entorno. Pero en Villa de Merlo, la mirada y la impresión encuentran mucho más con lo que complacerse. Así, mientras el sol resplandeciente sobre las cascadas perfecciona la belleza de este sitio de veraneo plagado de balnearios; casas de descanso, diseminadas entre cerros, quebradas y vegetación, completan la sensación de tranquilidad que seduce al visitante desde su llegada.


La colosal Sierra de los Comechingones, conecta en su falda occidental la Villa de Merlo y serenos rincones que propone disfrutar el relax único del microclima, naturaleza plena, sol, agua y un sinfin de opciones para una estadía inolvidable.